Inicio Columnas LOVE DEATH + ROBOTS: Más muerte que amor

LOVE DEATH + ROBOTS: Más muerte que amor

Por: Edwin Marcano

Netflix nos trajo la tercera temporada de LOVE DEATH + ROBOTS, cargado en esta ocasión de más muerte que amor en 9 capítulos, de los que 4 resaltan.
Antes que nada les explico a los que aún no han visto esta serie animada que cada capítulo es independiente el uno del otro. Podríamos decir que esto va en la onda de Black Mirror, pero con diferentes estilos de animación, historias y directores.
De mis cuatro favoritos de esta última temporada, empiezo con «En salas abovedadas sepultadas», un claustrofóbico capítulo donde un equipo de soldados de élite tienen que cumplir una misión de rescate, pero se encuentran con algo que supera sus fuerzas, tecnología y creencias.
Sigo con «Ratas de Masón», el eterno cuento de hombre contra invasión de ratas, llevado a otro nivel. Capítulo divertido y el único con final feliz.
Los siguientes dos episodios son, a mi parecer, lo mejor de esta temporada y los declaro un empate técnico. El primero, «JIBARO», es un viaje alucinante que nos lleva a una selva con un río que ha sido encantado por una especie de sirena que seduce a quienes entren en ella. Es realmente impactante a nivel visual y sonoro. Si te entregas a su magia, llegará un momento en que te dolerá el alma.
Por último, les hablaré de «Mal viaje», un capítulo dirigido por uno de mis directores favoritos, David Fincher. El creador de la icónica «Seven». Aquí nos llevan a un viaje por los mares donde lo peor del ser humano es sacado a flote, luego de que un endemoniado crustáceo sube a bordo. La calidad visual sobresale por encima de los otros, con un juego de sombras y matices color tierra que armonizan con el terror que Fincher nos quiere hacer sentir. Pura magia.
Si aún no han visto nada de LOVE DEATH + ROBOTS, esta es la oportunidad de hacerlo con tres increíbles temporadas.

Twitter Twitter: edwinmarcano88
Instagram Instagram: edmarcano
Artículo anteriorMurió Alan White, el histórico baterista de Yes
Artículo siguienteNuevo video de Rammstein: “Dicke Titten”